Carrinho0Item(s)

Nenhum produto no carrinho.

Product was successfully added to your shopping cart.
Gracias por ser tan Amable (Paquete con 100)

Gracias por ser tan Amable (Paquete con 100)

R$3,90

A partir de R$1,95
para quantidades!

(Em estoque)

Gracias por ser tan Amable (Paquete con 100)

Descrição Rápida

Ya que muchas veces me faltan las palabras adecuadas y otras veces las circunstancias no me lo permiten, quisiera por lo menos por medio de estas líneas agradecerte por tu amabilidad.

Disponível: Em estoque

R$3,90

A partir de R$1,95
para quantidades!

Descontos: compre em quantidades!
Quantidade Preço Unitário Desconto
10 R$3,51 10%
20 R$3,12 20%
50 R$2,73 30%
100 R$2,46 37%
500 R$1,95 50%

Detalhes

Ya que muchas veces me faltan las palabras adecuadas y otras veces las circunstancias no me lo permiten, quisiera por lo menos por medio de estas líneas agradecerte por tu amabilidad.

Al mencionar la palabra amabilidad, tengo que pensar en cuán acertada es la Biblia cuando dice “La angustia abate el corazón del hombre, pero una palabra amable lo alegra.”

Y además: “Una mirada radiante alegra el corazón”

A modo de ejemplo me contaron la siguiente ilustración: Un día el sol y el viento se pelearon por quién sería el más fuerte.

“Te mostraré que yo soy el más fuerte” dijo el viento. “¿Ves aquel hombre vestido de sobretodo? Apuesto que seré más rápido en sacárselo que tú.”

Mientras que el sol se escondía detrás de las nubes, el viento comenzó a soplar y a soplar hasta producir un enorme huracán. Pero cuanto más se esforzaba, más se abrigaba el hombre con su manto, de modo que el viento no tuvo más remedio que rendirse finalmente.

Entonces el sol salió de detrás de las nubes y con cara radiante miraba amablemente al abrigado hombre. Pasó poco tiempo hasta que éste sentía el calor del sol y por voluntad propia se sacó la gabardina y la colgó sobre su brazo.

Luego el sol le respondió al viento: “La gentileza y la amabilidad son más fuertes que la violencia y el furor.”

La Biblia nos habla de la bondad de Dios, diciendo: “Prueben y vean que el Señor es bueno; dichosos los que en él se refugian.” Yo mismo probé la bondad y amabilidad de Dios. No solamente a través de las cosas buenas que él me da cada día, sino mucho más a través de la salvación que recibí. ¡También es para ti esta salvación, el perdón de tus pecados, una relación con él y vida eterna!

La Biblia dice: “Cuando Dios nuestro Salvador dio a conocer su bondad y amor, él nos salvó, no por las acciones justas que nosotros habíamos hecho, sino por su misericordia. Nos lavó, quitando nuestros pecados, y nos dio un nuevo nacimiento y vida nueva por medio del Espíritu Santo. Él derramó su Espíritu sobre nosotros en abundancia por medio de Jesucristo nuestro Salvador. Por su gracia él nos declaró justos y nos dio la seguridad de que vamos a heredar la vida eterna.”

Toda la bondad de Dios está disponible para ti. ¡Pruébalo, te la deseo de verdad!

Informação Adicional

Autor(es) Não
Dimensões 7,5 x 14 cm
Páginas 4
Editora Chamada
Idioma Espanhol

Temas

Use espaços para separar as tags. E aspas simples (') para frases.